Biblioteca Digital de la Medicina Tradicional Mexicana
Universidad Nacional Autónoma de México
Diccionario Enciclopédico de la Medicina Tradicional Mexicana
Chimam

Mame, abuelo (1).

Para los mames de Chiapas, curandero, a quien se atribuyen también poderes para enfermar.

Dentro de sus funciones más importantes está la de atender a los enfermos graves y llevar a cabo la ceremonia de "sembrar a los hijos" (entierro del cordón umbilical), con el fin de proteger a los recién nacidos de enfermedad y muerte (V. ombligo).

Entre sus métodos y recursos terapéuticos destacan el uso del temazcaly la práctica de la sangría, para la cual posee una colección de objetos punzantes (1) (V. took’). Uno de los requisitos ineludibles que impone a los pacientes para efectuar sus curaciones, consiste en realizar ofrendas a la tierra con el fin de solicitar los favores de las fuerzas sobrenaturales. De este modo, los chimames de Ixtahuacán se dirigen a los dueños de la tierra, cuya manifestación natural son los cerros.

Para invocarlos se coloca en un rincón, se tapa con un chamarro y la deidad llega en forma de mariposa (pacal), se para en su hombro y le transmite en el oído su mensaje para que el chiman lo repita… Cuando el paciente acude al chimam, éste le ordena guardar ‘dieta’, o sea, abstinencia sexual, de tres a cinco días para que esté limpio antes de acudir a solicitar ayuda del cerro; esta ayuda se pide llevando una vela en la mano que es ‘su sacrificio, su comida’, y tocando el cerro tres veces (1:186).

También se acostumbra realizar una ceremonia en la cual el paciente lleva un gallo que será decapitado para regar la tierra con su sangre, y de la que deberá beber una porción (2).

Índice de Autores

(1) Garza, M. de la, 1990.

(2) Medina Hernández, A., 1973.