1111
Biblioteca Digital de la Medicina Tradicional Mexicana
Universidad Nacional Autónoma de México
La Medicina Tradicional de los Pueblos Indígenas de México
Mazatecos.
[ ]  [ ]  [ ]  [
Descripción de demandas
]
Descripción de demandas

Chiinjin o chiin mindi. Disentería

Es un padecimiento gastrointestinal que comparte varias características con la diarrea, pero en el cual, a diferencia de ésta, las evacuaciones del paciente se presentan "rayadas con sangre". Los terapeutas mazatecos consideran que es una enfermedad más compleja y difícil de curar que la diarrea. Afecta de preferencia a la población adulta, aunque es mucho más peligrosa cuando ataca a los niños.

La disentería es una enfermedad de calidad caliente, que se produce por "comer frutas verdes, tomar agua cruda de los ríos y no lavarse las manos". Algunos informantes señalan que también puede presentarse cuando una persona "se quebranta" y se lastima la cintura. Un tercer tipo de causa es el "calor".

Además de la presencia de sangre y moco en las heces, el enfermo se siente decaído y débil, tiene dolor de barriga, de cadera y de piernas; continuamente tiene la sensación de querer evacuar, pero defeca poco; tiene "pujo".

Todos los tratamientos para curar la disentería consisten en la ingestión de un compuesto de plantas medicinales, varias de las cuales se emplean también para tratar la diarrea. Las más utilizadas son: cáscara del árbol de ilama, cáscara de guayaba, bejuco de peonía, cáscara de anona, estafiate, camote de culebra y de guaco y bejuco de la disentería. La dosis recomendada depende de la edad del enfermo: a los adultos se les da un vaso tres veces al día; para los niños, la cantidad es de tres o cuatro cucharadas unas tres veces al día. Según los terapeutas, con estas medicinas "poco a poco se quitan los dolores de estómago, el moco, la sangre y la suciedad, así como los dolores de cintura. El enfermo empieza a comer hasta que sana". Durante el tratamiento, se recomienda no consumir carne de cerdo, alimentos picantes o frutas verdes, y evitar también tomar agua cruda.

El enfermo con disentería debe ser atendido a la brevedad posible. De no ser así, corre el riesgo de morir por deshidratación, debido a las constantes evacuaciones y a los vómitos. Los niños son los sujetos más afectadas por esta enfermedad.